Por Víctor Hugo Lizama Morales
Estuvimos visitando el estado de Campeche y la gente con la que andábamos quedaron encantadas con la variedad de árboles de esta parte de la península yucateca. Llamó mucho la atención el ramón, el roble, la huaya, las diversas variedades de palmeras y la increíble farmacia natural que existe en el mundo maya.
Saliendo de Edzná vimos un arbolito de neem y una de las visitantes practicante de yoga nos hizo unos comentarios muy buenos sobre esta especie también llamada “La farmacia del pueblo en India”, que es su país de origen. Nos enteramos que mucho antes de que la civilización occidental supiera de las propiedades analgésicas del árbol del sauce, del que proviene la aspirina, los herbolarios de la India antigua ya habían registrado, en las escrituras sánscritas más tempranas, los usos y bondades del neem.
El aceite del neem sirve para tratar la soriasis. Además hidrata y protege la piel a la vez que ayuda a curar otras lesiones. Está indicado para pieles secas, con escamas, o irritadas. Para el acné resulta ser un buen aliado. Experimentos realizados en pacientes con soriasis demostraron que un tratamiento combinado de ingesta de extracto de hojas y uso tópico de aceite de semillas logró resultados equiparables a los obtenidos con aplicación de cortisona.
El neem previene el riesgo de padecer infartos. Evita la coagulación de la sangre (formación de trombos), reduce el colesterol, regula los latidos y también regula la presión arterial. Un compuesto activo del extracto de hojas del neem, la nimbina o nimbidina, tiene propiedades antihistamínicas, es vasodilatador, por lo que se utiliza por vía intravenosa para reducir la presión arterial. Según estudios recientes, el extracto de la hoja del neem puede reducir hasta en un 30% los niveles del colesterol dos horas después de ser administrado.
Gracias a esta maravilla, se consigue que los insulinodependientes puedan disminuir la dosis de insulina y, en algunos casos, que el páncreas se normalice y puedan prescindir de ésta. Reduce las molestias de la úlcera gástrica, curando lesiones y regulando el pH, evita flatulencias y proporciona digestiones ligeras. Es un aliado contra el papiloma humano. Cápsulas disponibles en Casa 14(calle 60 x 59 y 61 centro de Mérida)Mi correo es: [email protected]