Ciudad de México.- La panista Martha Erika Alonso Hidalgo será la próxima gobernadora del estado de Puebla, al resolver la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) la improcedencia de anular las elecciones locales.

Poco después de las 23:30 horas y tras un receso, la presidenta del TEPJF, Janine M. Otálora Malassis, anunció que votaría en contra de la anulación.

Así rompió el empate que se había registrado en el pleno e inclinó la balanza 4-3, con lo que se ratificó el triunfo de la esposa del ex mandatario Rafael Moreno Valle.

El proyecto del magistrado José Luis Vargas Valdés, que favorecía convocar a nuevos comicios, quedó desechado.

Los dos recursos presentados por el ex candidato de Morena, Miguel Barbosa Huerta, reclamaban injerencia del Ejecutivo estatal y actos de violencia en casillas, entre otras anomalías.

Otálora Malassis justificó “infundadas las revisiones del análisis” de su compañero, pues no se acreditó una verdadera intervención de las autoridades estatales para incidir en la elección.

“Lo importante es preservar el sufragio que se expresó en las urnas y que nos lleva a indicar que se expresó de manera válida en la jornada electoral”, dijo.

El partido Morena presentó como pruebas: robo, quema o destrucción de materiales y documentos originales de 51 casillas, así como falta de seguridad en una bodega del Instituto Electoral del Estado.

En ese sitio, el 21 de agosto ingresaron al menos 10 personas y un automóvil, sin que se tenga constancia en bitácoras. Incluso, se exhibió un vídeo.

A favor de la anulación: Felipe Fuentes Barrera, Mónica Aralí Soto y Vargas Valdés.

En contra de la anulación: Reyes Rodríguez Mondragón, Indalfer Infante González, Felipe de la Mata y Otálora Malassis.

(LectorMx)